MASTER-MAESTRIAS

Ver Másters en Animación por Ordenador Tiempo Parcial en Europa 2020

Una maestría es un grado académico otorgado a individuos que denotan con éxito un mayor nivel de experiencia. Hay dos tipos principales de Maestros - se imparten y la investigación.

Se llega a conocer la historia de las películas de animación, animación de personajes y motion graphics.Usted será introducido a las técnicas avanzadas de gráficos por ordenador en 3D, entornos virtuales y FX para las películas cinematográficas y de televisión

Europa es, por convención, uno de el mundo 's siete continentes. Comprende el punto más occidental de Eurasia, Europa se divide de Asia por la cuenca se divide del Ural y de las montañas del Cáucaso, el río Ural, el mar Caspio y Negro y los canales que conectan el Mar Negro y el Egeo.

Empieza hoy Mejores Másters en Animación por Ordenador Tiempo Parcial en Europa 2020

3 resultados en Animación por Ordenador, Europa Filter

Máster en Motion Graphics Design

Seeway - Barcelona
Campus Tiempo Parcial 9 meses Febrero 2020 España Barcelona

La proliferación de las nuevas tecnologías ha multiplicado la presencia de pantallas repletas de elementos necesitados de contenidos potentes y atractivos. En este punto cobra sentido el Máster en Motion Graphics Design de Seeway, programa que orbita alrededor de la importancia específica del movimiento en la transmisión de la información y te ofrece un enfoque práctico para reunir las últimas tecnologías de imagen en movimiento, su diseño, la tipografía y la creación audiovisual.

Máster en Animación de Personajes

Seeway - Barcelona
Campus Tiempo Parcial 9 meses Febrero 2020 España Barcelona

La animación de personajes es una profesión que basa su secreto en dotar de vida y alma a elementos a priori inanimados. Esta capacidad es la que genera una férrea conexión entre el personaje animado y el público.

Máster en Animación 3D y VFX

Seeway - Barcelona
Campus Tiempo Parcial 9 meses Contacto España Barcelona

En el Máster de Animación 3D y VFX descubriras que la línea entre imágenes reales y el contenido generado artificialmente es cada vez más fina, tanto en las películas tradicionales como en el cine de animación.